You are here

Las Verrugas Anales

Las Verrugas Anales | ASCRS

Verrugas anales (Condiloma Acuminado) son causadas por el virus del papiloma humano (VPH), la más común enfermedad de transmisión sexual (ETS). Las verrugas afectan al área alrededor y dentro del ano, pero también se pueden desarrollar en la piel de la zona genital. Aparecen primero como manchas o crecimientos pequeños, a menudo tan pequeños como una cabeza de alfiler. Pueden llegar a ser muy grandes y pueden cubrir toda la zona anal.

Causas

La relación sexual es una forma común de infectarse con el VPH. Sin embargo, una persona puede infectarse con el virus sin tener relaciones sexuales. Cualquier contacto directo con la zona anal (por ejemplo contacto de las manos, los fluidos de una pareja sexual infectada) puede causar el VPH y las verrugas genitales o anales.

 

Prevención

El virus HPV permanece a menudo en el cuerpo sin ningún signo. Hay pasos que puede tomar para ayudar a prevenir las verrugas anales.

  • Evitar el contacto sexual con personas que tienen verrugas anales (o genitales)
  • Limitar el contacto sexual a una sola pareja
  • Abstinencia: No tener ningún contacto sexual
  • Siempre use condón (esto reduce, pero no elimina el riesgo)
  • Las parejas sexuales deben ser revisadas por el VPH y otras enfermedades de transmisión sexual, incluso cuando no tengan síntomas

Síntomas

Las verrugas generalmente no causan dolor, por lo que las personas no se dan cuenta de que las tienen. El síntoma principal es la presencia de pequeños nódulos húmedos cerca o dentro del ano que son de color marrón claro o de color carne. Otros síntomas pueden incluir:

  • Comezón
  • Hemorragia
  • Secreción de moco
  • Sensación de tener un bulto en la zona anal

 

Diagnóstico

Su médico examinará la piel alrededor del ano, así como toda la zona de la pelvis, incluyendo los genitales. El/ella puede llevar a cabo un examen del canal anal con un pequeño instrumento con luz (endoscopia) para ver si hay verrugas en el interior del canal anal (verrugas anales internas).

 

Tratamiento

Si las verrugas no se eliminan, pueden crecer y multiplicarse. El virus HPV, causante de las verrugas anales, es también la causa del cancer de ano. Verrugas anales internas no suelen responder a los medicamentos tópicos, por lo que pueden requerir cirugía. Las opciones de tratamiento incluyen:

  • La medicación tópica: Estas cremas por lo general funcionan mejor si las verrugas son muy pequeñas y se encuentra solamente en la piel alrededor del ano.
  • Congelación de las verrugas mediante nitrógeno líquido
  • Medicamentos tópicos que queman las verrugas como el ácido tricloroacético o la podofilina
  • Cirugía: Cuando las verrugas son demasiado grandes para los tratamientos mencionados anteriormente, o son internas, puede ser necesaria la cirugía. Durante la cirugía, las verrugas se extirpan quirúrgicamente con el paciente bajo anestesia. El tipo de anestesia depende del número y la ubicación exacta de las verrugas a extirpar. Cuando hay muchas verrugas, el cirujano puede realizar la cirugía en etapas. El cirujano realizará un examen interno para detectar otras lesiones internas y tratarlas.

 

Pronostico Postoperatorio

La intervención puede causar dolor leve y malestar general durante unos pocos días. Medicamentos para el dolor pueden ser recetados. Los pacientes tratados sin anestesia en la clínica pueden volver a trabajar inmediatamente. Por lo general después de la cirugía bajo anestesia los pacientes pueden volver al trabajo al día siguiente, mientras que los pacientes que sufran una cirugía más extensa tendrán que quedarse en casa durante varios días o semanas.

Las verrugas pueden volver a salir después de su extirpación. Esto sucede porque el virus VPH permanece inactivo durante un período de tiempo prolongado en los tejidos corporales. Cuando las verrugas regresan, por lo general se pueden tratar en el consultorio de su cirujano. Si se desarrollan un gran número de verrugas rápidamente sería necesaria la cirugia.

Es importante acordar con el cirujano la frecuencia de las visitas de seguimiento. Durante estas visitas, se realizará un examen para determinar si quedan verrugas o si se han formado verrugas nuevas.

 

¿Qué es un cirujano de colon y recto?

Cirujanos de colon y recto son expertos en el tratamiento quirúrgico y no quirúrgico de las enfermedades del colon, recto y ano. Han completado el entrenamiento quirúrgico avanzado en el tratamiento de estas enfermedades, así como la formación en cirugía general completa. Los cirujanos certificados por la junta de colon y recto completan residencias en cirugía general y cirugía de colon y recto, y deben pasar los exámenes intensivos llevados a cabo por el Colegio Americano de Cirujanos (ACS) y la Asociación Americana de Cirujanos de Colon y Recto (ASCRS).  Estos cirujanos poseen los conocimientos para el tratamiento de enfermedades tanto benignas como malignas del colon, recto y ano, y tienen capacidad para realizar exámenes de detección rutinaria y tratar quirúrgicamente estas enfermedades si fuere necesario. ,

AVISO LEGAL

La Asociación Americana de Cirujanos de Colon y Recto está dedicada a asegurar la atención al paciente de alta calidad, al avance de la ciencia, la prevención y el tratamiento de los trastornos y enfermedades del colon, recto y ano.  El propósito de estos folletos es proporcionar información sobre los procesos de enfermedades, y no la de indicar una forma específica de tratamiento. Están diseñados para el uso de  los médicos, trabajadores sanitarios y pacientes que deseen información sobre la gestión de las condiciones tratadas. Estos folletos no incluyen o excluyen otros métodos apropiados de atención médica de estas enfermedades. La última palabra sobre el tratamiento a seguir le corresponde al médico basándose en las circunstancias  de cada paciente.